Es Noticia

La anarquía fija las tarifas de transporte en La Vega-Caracas

¡Comparte!

 

Por Vanessa García

En la Redoma de La India, zona limítrofe entre las parroquias La Vega y El Paraíso en Caracas, importa muy poco si los transportistas acordaron como legal el cobro del pasaje a 3 bolívares soberanos a partir del 1 de noviembre y a 5 bolívares soberanos a partir de este 15 . Allí se paga lo que digan el conductor y el colector de la unidad y punto.

Hay choferes que han ideado alternativas para obtener más dinero por menos viajes. Según la hora del día, la tarifa también cambia. Quienes no están dispuestos a pagar más de lo acordado deben armarse de paciencia porque la espera es larga.

“De Galerías Paraíso a Capitolio estoy pagando 10 bolívares soberanos aunque el pasaje esté en 3 porque yo me voy en directos por la autopista y caigo en Capitolio. Normal cuesta 3 bolívares, pero eso no lo uso porque es más difícil que yo consiga una camioneta donde pague 3 bolívares”, relató Jenny Verdú, habitante del sector Los Cunjicitos de La Vega.

Verdú despierta todos los días a las 5 am y ya a las 6:15 am está en la cola del transporte público. Sin embargo, llegar a su trabajo a las 8 am, es imposible. Salir más temprano de su casa no es una opción, significa tentar a la suerte en Caracas, que encabeza la lista de las diez ciudades más peligrosas del mundo.

Esos “directos” son las camionetas que abandonaron la ruta que atravesaba toda la avenida Páez de El Paraíso y hacía paradas a lo largo del recorrido hasta al centro de Caracas. Ahora pasan por la Autopista Francisco Fajardo y nadie se baja hasta llegar a la estación del metro Capitolio, donde impera “la ley del más vivo” para lograr agarrar otra unidad que permita seguir el viaje.

Tarifa según provoque

José Inojosa también vive en La Vega, pero en el sector Los Cangilones. En camioneta queda a 10 minutos de la Redoma de La India, aproximadamente. A pie puede tardar entre media hora y una hora, según el paso que lleve.

Cuenta que en las mañanas abordar un Encava desde su casa hasta La India es “una locura”, así que la única opción es caminar. Allí empieza la odisea para tratar de salir de esta zona del oeste capitalino hasta su trabajo ubicado en la avenida Vollmer de San Bernardino.

 

En La Redoma hay varias colas según el destino: Chacao, CCCT, Chacaíto, Plaza Venezuela y Capitolio. En ellas las personas pueden tardar fácilmente entre una hora y hora y media porque la demanda es mayor al número de unidades. Este déficit también es aprovechado por los conductores cuando anochece para subir la tarifa.

“En la noche cobran 5, 10 soberanos, a veces hasta 20 soberanos a partir de las 7 pm cuando ven que la gente está ya desesperada por llegar a su casa y paga lo que cobren”, indicó.

La odisea para volver a casa

Jenny Verdú puede tardar hasta 3 horas, incluso más, para regresar a su hogar. Por más que se retire de su trabajo exactamente a las 4:30 pm cuando cumple su jornada, no hay garantías de que cruce la puerta de su vivienda antes de que se oculte el sol.

“De San Bernardino a mi casa tengo que tomar dos camionetas. Una me deja en la Plaza Madariaga y me cobra 3 bolívares soberanos y otra de La Madariaga a La India que me cobra 3 bolívares más y después tengo que caminar un poquito hasta la casa”, comentó.

En más de una ocasión, la falta de transporte la ha obligado a caminar los 3,2 kilómetros de la principal arteria vial que atraviesa El Paraíso.

“En tres oportunidades me vine caminando desde La Plaza Madariaga hasta La India. Eso es como una hora o más porque tampoco es que camino rápido”, contó.

Al final del día, Jenny Verdú debe invertir 19 bolívares soberanos para ir al trabajo y regresar. Eso equivale a 95 bolívares soberanos semanales y 380 bolívares soberanos al mes, siempre y cuando al conductor no se le ocurra incrementar la tarifa a su antojo.

Fotos: Vanessa García